||||

Sintonía y diversión entre el CAU y el Juvenil B

24 / 02 / 2020

Los miembros del Centro de Autismo se desplazaron hasta la Ciudad Deportiva para visitar a sus amigos de la Cantera Grogueta

La iniciativa de Endavant Igualtat busca afianzar y crear una relación entre varias asociaciones sociales y los jóvenes futbolistas del Villarreal CF. A través de este proyecto, el club amarillo trata de dar voz a diferentes causas sociales con el objetivo de obtener un beneficio mutuo, tanto para los jugadores de la Cantera Grogueta, como para los miembros de las entidades. Uno de los casos más representativos de esta actividad es la fuerte amistad que une a los jugadores del Juvenil B y los integrantes del centro CAU.

La Asociación Escuela El CAU es una entidad sin ánimo de lucro, su objetivo es mejorar la calidad de vida de personas con Trastorno del Espectro Autista (TEA) y de sus familias. La última de las actividades llevadas a cabo entre el Juvenil B y CAU fue todo un éxito, y los miembros de la asociación pudieron visitar las diferentes instalaciones de la Ciudad Deportiva. Además, contaron con unos guías de lujo, los jugadores del futbol base del Villarreal CF, en concreto del Juvenil B, que les enseñaron a la perfección cómo y dónde transcurre su día a día.

El Mini Estadi, los vestuarios de la Ciudad Deportiva, la residencia, el gimnasio, la zona de juegos y los diferentes campos de entrenamiento fueron las instalaciones visitadas por los miembros de CAU. No obstante, la visita también fue supervisada por el cuerpo técnico del Juvenil B, que estuvieron en todo momento pendientes del transcurso de la actividad de Endavant Igualtat. Los entrenadores ofrecieron una visión más profesional y técnica de todo lo que ocurre en la Ciudad Deportiva y sus diferentes zonas de entrenamiento.

Pero la actividad no quedó aquí, y una vez finalizada la visita se reunieron todos los grupos en la zona de juegos.  Allí pudieron compartir un agradable momento mientras se divertían jugando al parchís, al futbolín u otros juegos de mesa. No obstante, antes de finalizar la jornada, los miembros de CAU y los jugadores del Juvenil B realizaron una merienda en las instalaciones de la residencia como colofón final. Dicha comida fue la despedida a una tarde perfecta entre amigos, que se han convertido en familia.

Aunque esta relación nacida de la iniciativa Endavant Igualtat arrancó varios meses atrás. En el primer encuentro fueron los futbolistas del Juvenil B los que visitaron las instalaciones del Centro de Educación Especial CAU. Una actividad que sirvió como primer contacto entre ambos grupos y que marcó el inicio de una gran amistad. Además, en esta primera actividad participó un profesor de baile, el cual hizo vibrar y disfrutar a todos los presentes. Una jornada diferente y entretenida que ayudó a ambas partes para evadir la rutina y dejar los problemas del día a día a un lado.

Por último, otra de las actividades llevadas a cabo entre el Juvenil B y el centro CAU fue la plantación de diferentes cultivos. Esta tarea les permitió a ambos grupos trabajar juntos y conocerse en profundidad, por lo que los lazos de amistad son cada vez más estrechos y familiares. Una relación que seguro que con el paso del tiempo sigue reforzándose y fortaleciéndose.  

 

Noticias relacionadas

APP
OFICIAL

APP
OFICIAL