Subiendo el listón



2015-16 Subiendo el listón

El Villarreal cuajó una temporada 2015/16 de ensueño en la que acabó cuarto con 64 puntos en la tabla de la Liga BBVA, lo que le valió ganarse el derecho para jugar los 'play-off' de la Liga de Campeones. El conjunto de Marcelino convirtió El Madrigal en un fortín donde ninguno de los 'grandes' consiguió ganar y, con una grandísima primera vuelta, hizo soñar a la afición con una temporada memorable. Como así fue.

Primera vuelta de escándalo y liderato

Récord de puntos y liderato. En la primera vuelta, el Villarreal logró una hazaña nunca antes conseguida: los amarillos fueron líderes de La Liga. Fue en la sexta jornada, tras derrotar al Atlético de Madrid, en la que el Submarino se aupó hasta lo más alto de la tabla, un privilegio que retendría durante dos semanas. Además, el Villarreal igualó su mejor registro histórico en la primera vuelta al sumar nada menos que 39 puntos (doce victorias, tres empates y cuatro derrotas), los mismos que en la temporada 2010/11.

El acierto del Submarino de cara a portería –con un imperial Bakambu que anotó 12 tantos solo en la primera mitad de la competición- auparon al Submarino a la zona más noble de la tabla, finalizando la primera vuelta con ocho puntos de ventaja sobre el quinto y seis victorias consecutivas. Además, todos los 'grandes' que pasaron por el feudo amarillo terminaron por claudicar: Atlético de Madrid, Sevilla, Valencia y Real Madrid volvieron de vacío tras su visita a El Madrigal.

El Submarino no levanta el pie del acelerador

De cara al segundo tramo de la competición, los amarillos lograron el más difícil todavía y compaginó la enorme exigencia de la Liga con su avance en Europa League, en la que fueron cayendo los rivales más duros: Nápoles, Leverkusen… nada se resistía al empuje de los amarillos. Hasta catorce partidos sin perder fue capaz de encadenar el Villarreal (desde la jornada 14 a la 27) en un inicio de la segunda vuelta tan espectacular como el de la primera. En el tramo final, y pese a que el cansancio hacía mella, el Submarino se imponía en la jornada 36 al Valencia en Mestalla (0-2) para certificar el cuarto puesto y se ganaba así el derecho a luchar por un puesto en la próxima Liga de Campeones, la que puede ser su cuarta participación.

Tímida presencia en la Copa del Rey

No fue la mejor Copa del Rey para el Submarino. Emparejado en dieciseisavos de final con el Huesca, el conjunto de Marcelino superó a los aragoneses tras caer 3-2 en la ida y dar la vuelta a la eliminatoria en la vuelta (2-0). En octavos esperaba un duro rival: el Athletic Club, uno de los grandes especialistas de la competición.

En la ida los amarillos llegaron a ponerse con 0-2 a favor, pero la reacción local equilibró el choque para estampar un 3-2 en San Mamés. La vuelta, con un 0-1 a favor de los vizcaínos, suponía la eliminación del Villarreal de la competición, convirtiendo además al Athletic en el único equipo que junto a Celta, Las Palmas y Deportivo ganaría en El Madrigal durante la 2015/16.

APP
OFICIAL

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una experiencia más personalizada y un mejor servicio de la web, así como para recabar datos estadísticos y de navegación de nuestros visitantes. Si continuas navegando, consientes la instalación de nuestras cookies en tu ordenador. Más información en nuestra Política de cookies. Acepto las cookies de este sitio. Acepto